Secretito, secretito: tips básicos para las masas

¿Sabías que, aunque estés por hacer una receta dulce, todas las masas deben tener una pisca de sal? De esa manera resaltás su sabor. Pero además, el para que después puedas manejarla bien, tenés que dejar que la harina se relaje y eso lo lográs dejándola media hora o más en la heladera; lugar al que deberá regresar por 15 minutos cuando ya la tengas estirada y en su molde, para que tome frío y no pierda luego su forma.

Hay más: siempre cocinalas a temperaturas de moderadas a fuertes para que así se cocine bien la materia grasa. Y, por último, tanto las masas saladas como las dulces podés guardarlas en la heladera sin cocción hasta por 3 días. También podés freezarlas crudas; para eso envolvelas en papel film y sin estirar, y acordate que dura hasta 3 meses, por lo que es aconsejable que le pongas una etiqueta con la fecha en la que la guardaste en el freezer. Para usarla, la bajás a la heladera y la dejás ahí hasta que esté flexible.