Cheesecake clásico con lemon curd